El Cairo estrena hoy un musical dedicado a una de las figuras más conocidas de la historia de Egipto: Tutankamón. El legendario faraón se quita su máscara dorada para subir a los escenarios una historia en la que se entremezclan las luchas por el poder y un apasionante romance.

En un escenario que simula un templo faraónico, con murales con altorrelieves, unos cuarenta actores y bailarines, acompañados por una veintena de músicos, representan con sus voces y coreografías la infancia y juventud del dirigente egipcio, desde su llegada al poder con nueve años hasta su prematura muerte.

La historia que plantea este musical presenta a Tutankamón (1336-1327 a.C.) como “un joven vago al que le gustaba beber y las mujeres”, debido a “la manipulación que sobre él ejercía la gente que le rodeaba porque quería que fuese débil”, explica Niki Neuspiel, uno de los autores del musical, quien asegura que eligieron este personaje porque “es el faraón más conocido”.

La idea de llevar este mito a los escenarios surgió en 1999, pero no fue hasta el verano de 2008 cuando este proyecto de una compañía austríaca se materializó y fue presentado en Viena en alemán. De los teatros vieneses da ahora el salto a Egipto, el país de origen del protagonista, donde será presentado por primera vez en inglés para favorecer la comprensión del público, y después viajará a Alejandría.

Dividido en dos actos, este espectáculo tiene una “música original con elementos orientales, modernos y del pop”, ha dicho Dean Welterlen, el encargado de traducir la obra del alemán al inglés.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, pon aquí tu nombre