Roberto Álvarez

0
361
En el rodaje de “La mujer más fea del mundo” (1999).

Con peluquín

En otras ocasiones, las exigencias de los guionistas o el director de un montaje le han obligado a caracterizarse o colocarse ‘extras’, como en el caso del rodaje de La mujer más fea del mundo, de Miguel Bardem, donde tuvo que usar peluquín.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, pon aquí tu nombre