• La actriz vallisoletana vuelve a meterse en la piel de Carmen Sotillo por el 50 aniversario de la publicación de Cinco horas con Mario.


Han pasado 36 años desde que Lola Herrera interpretase por primera vez Cinco horas con Mario sobre un escenario, el primer texto de Miguel Delibes llevado al teatro. Fue el 26 de noviembre de 1979 en el Teatro Marquina de Madrid, y junto al “debutante” autor se estrenaron también José Sámano en la producción y Josefina Molina en la dirección. Un equipo que vuelve a acompañar a la actriz vallisoletana en este nuevo proyecto conmemorativo, que tan sólo tendrá seis semanas de vida, y que es el primero que acoge el Teatro Reina Victoria con Carlos Sobera como propietario.

Retrato de una época

Por boca de Herrera transformada en Carmen Sotillo, conoceremos la historia de esta mujer de clase media-alta con delirios de grandeza, que vela a Mario, su marido muerto, con un monólogo que destila “frustración, culpa, rabia, y soledad” y que “deja al descubierto la incomunicación de la pareja”, explica Herrera.

Un monólogo que, según la directora, “retrata con nitidez las preocupaciones económicas, religiosas, políticas, sexuales y morales” de la España de 1966.


El rostro de Carmen Sotillo

Desde que Miguel Delibes vio a Lola Herrera encarnando a Carmen Sotillo sobre un escenario, no pudo imaginar a su personaje con otro rostro, relata con cierto pudor la actriz. Ella se ha metido en la piel de esta “perdedora, insatisfecha con su vida”, que “toca el alma diciendo barbaridades” en unas 2.000 funciones. La última, en 2001.

En 2010, dio la alternativa a Natalia Millán, pues creía que ya no tenía edad para el papel, y ahora vuelve a él con más madurez y ganas de “divertirme en el escenario”.



  • CINCO HORAS CON MARIO
  • Teatro Reina Victoria: Carrera de San Jerónimo, 24
  • HORARIOS: Martes a viernes, 20:00h. Sábados y domingos, 19:00h.
  • FECHAS: Del 4 de mayo al 12 de junio de 2016
  • PRECIOS: De 18€ a 26


DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, pon aquí tu nombre