Beatriz Argüello

0
643
Con su padre y hermanas en una excursión familiar.

De casta le viene…

Su padre, que fue actor en los sesenta, fue quien la animó a estudiar teatro. Y al hacerlo y descubrir a los grandes autores dramáticos, como Calderón o Shakespeare, sintió “un flechazo en toda regla”, y abandonó la danza definitivamente.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor, escribe tu comentario
Por favor, pon aquí tu nombre