Carmen Machi, poseída por el espíritu de Velázquez

La actriz se mete en la piel de una monja encargada de copiar Las meninas velazqueñas en la última obra escrita y dirigida por Ernesto Caballero
Gema Fernández / Fotos: David Ruano|
Actualizado el Jueves 28/12/2017
comparte
últimas noticias

¿Debemos hacer lo imposible por conservar nuestro patrimonio cultural, o nos desprenderíamos de él si con eso solucionásemos los problemas de los ciudadanos?

En La autora de Las meninas, Ernesto Caballero nos coloca ante esta disyuntiva haciéndonos viajar a la España de 2037. Un futuro no muy lejano, que el dramaturgo y director ha imaginado atravesado por una crisis financiera que sacude a Europa, y que obliga al Estado español, gobernado por un partido de tintes populistas llamado Pueblo en Pie, a desprenderse de medio Museo del Prado.

“A nadie le importa ya eso del arte”, dice la nueva directora de la pinacoteca (interpretada por Mireia Aixalà), así que encarga a la mejor copista, sor Ángela (Carmen Machi), que haga una réplica exacta de Las meninas, para vender el original a una petrodólar árabe.

meninas_noticia

La elección de este cuadro en concreto no es banal. Caballero, que es todo un experto en Historia del Arte, la plantea como “una provocación entre maliciosa y juguetona” por lo “simbólico” de esta pintura.

El pecado de la vanidad

Hace tiempo que el actual director del Centro Dramático Nacional (CDN) tenía ganas de escribir “una historia con tintes pictóricos”, y en esta función hace gala de sus conocimientos, consiguiendo que teatro y pintura caminen de la mano.

En este proyecto también ha volcado sus “inquietudes” sobre “la banalización de la experiencia artística” y, desde la “autoironía”, se ha permitido el lujo de “reflexionar sobre el creador contemporáneo”, criticando ciertas actitudes que llevan al “ensimismamiento y al narcisismo”. Dos estadios por los que pasa sor Ángela una vez recibe el difícil encargo y se ve atrapada en una encrucijada de intereses de diversa índole.

meninas_noticia1

Inducida por el vigilante nocturno del museo (Francisco Reyes), que le despertará la “pulsión artística” a través de “una suerte de posesión vanguardista”, la monja copista “se transformará”, pasando de artesana a reconocida figura de las artes plásticas, y de ahí a estrella mediática, dejándose poseer por “el pecado de la vanidad”, relata Machi.

Con el “humor en primer término”, este montaje pretende –según Caballero– “provocar un sano debate” en el público y servir de “aldabonazo” para que el escenario “distópico” que propone “no llegue a ocurrir nunca en nuestro país, como estuvo a punto de suceder en Grecia hace cuatro años.

Un tándem perfecto


Cuenta Ernesto Caballero que pensó en Carmen Machi como protagonista en cuanto empezó a escrbir La autora de Las Meninas. Y la actriz quiso protagonizarlo nada más leer el libreto. Su admiración mutua nació hace casi dos décadas, al amparo del Teatro de La Abadía, cuando ambos trabajaron juntos por primera vez en María Sarmiento (1998), una parodia lorquiana firmada por Caballero. Después llegaron ¡Santiago de Cuba y cierra España! (1998-1999), Un busto al cuerpo (1999-2001), y Auto (2006-2007), todas ellas escritas y dirigidas por el director del CDN. Su último trabajo en común fue La tortuga de Darwin (2008-2009), de Juan Mayorga, que le valió a la actriz un Max y un Premio de la Unión de Actores por su interpretación.

Te puede interesar:

 

Deja tu Comentario

Normas de uso
Esta es la opinión de los internautas, no de ProgramaTe.com
No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o injuriantes.
Reservado el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.

 
PUBLICIDAD
Recomendaciones
La isla pirata Una aventura pirata dónde encontrarás títeres, piratas, leyendas y ...
Billy Elliot, el musical Uno de los espectáculos más apasionantes hoy en el mundo, llega a Madrid tras once años de gran éxito en el West ...
PUBLICIDAD